UNA LLUVIA DE FUEGO SOBRE EL SOL.

Fecha 24/5/2010 22:00:44 | Tema: Noticias de ultima hora

De Jose Manuel Nieves

Nuevas maravillas nos llegan desde el nuevo Observatorio de Din√°mica Solar (SDO, por sus siglas en ingl√©s). Mil millones de toneladas de plasma son violentamente arrojados al espacio por nuestra estrella particular en una de las mayores eyecciones de masa coronal de los √ļltimos a√Īos. Y las c√°maras del SDO nos permiten ahora, en este v√≠deo grabado el pasado 19 de abril, contemplar c√≥mo los residuos de esa tit√°nica explosi√≥n vuelven a caer sobre la superficie del Sol en forma de una aut√©ntica y gigantesca lluvia de fuego.


"Los fotogramas no sólo son espectaculares, sino que además podrían ayudar a resolver un antiguo misterio de la física solar", asegura Lika Guhathakurta, de las Oficinas Centrales de la NASA. Se trata, sin duda, de las mejores imágenes que existen hasta el momento de esta clase de fenómenos.

La pel√≠cula muestra lo que sucede en un espacio de cuatro horas sobre una superficie de m√°s de 100.000 km de espacio lineal. Toda la Tierra cabr√≠a con holgura entre las serpentinas de ardiente plasma que se muestran en el v√≠deo, y a√ļn sobrar√≠a espacio. A pesar de que los astr√≥nomos han presenciado ya en otras ocasiones erupciuones como √©sta, nunca lo hab√≠an hecho con tanto detalle.

Karel Schrijver, del Laboratorio Solar y de Astrof√≠sica Lockheed Martin, la empresa que dirige estas observaciones, asegura que su parte favorita es la lluvia coronal. "Se ven gl√≥bulos de plasma cayendo hacia la superficie del Sol, formando salpicaduras brillantes cuando caen", explica. "Este es un fen√≥meno que yo he estado estudiando durante a√Īos".

Lo que resulta sorprendente de estas imágenes no es el hecho de que el plasma vuelva a caer en el Sol, algo completamente lógico si se tiene en cuenta su enorme gravedad. Lo que hasta ahora ha resultado incomprensible es la razón por la que cae tan despacio, como flotando, cuando debería precipitarse a plomo atraída por el enorme campo gravitatorio solar.

Las im√°genes de la SDO desvelan el misterio: "La lluvia parece ser levantada por un ‚Äėalmohad√≥n‚Äô de gas caliente", dice Schrijver. "Los observatorios que usamos antes no pudieron verlo, pero all√≠ est√°".

Fuente: http://www.abc.es/




Documento disponible en UNIFA web
http://www.unifaweb.com.ar

La direccion de este documento es:
http://www.unifaweb.com.ar/modules/news/article.php?storyid=999