AGARTHA, UN MUNDO SUBTERRANEO.

Fecha 30/4/2010 11:00:00 | Tema: Enigmas y Misterios

Agartha, tambien denominada Agarthi, Agharta o Agarttha, representa un mundo místico, una ciudad subterránea que el hombre ha intentado descubrir a lo largo de la historia. Su existencia se encuentra sustentada por elementos legítimos y y por indicios sólidos; Los cuales, naturalmente han insentivado a numerosos exploradores a dedicar su vida por hallarla.
Imagen Original
Una de √©stas b√ļsquedas, tuvo lugar en el polo norte recientemente, en los comienzos del a√Īo 2007 - Expediton to the Inner Earth - aunque tristemente se frustr√≥ por la muerte de su organizador principal, Steve Currey. Pese a la esperanza de cientos de profesionales de todo el mundo por demostrar la famosa teor√≠a de la tierra hueca. El viaje al centro de la tierra tendr√° que esperar una nueva oportunidad.

La historia de Agartha tiene su origen en remotas leyendas orientales; Distintas religiones la mencionan, como la Braham√°nica en el libro ‚ÄúEl rey del Mundo‚ÄĚ (1927) en donde el esoterista franc√©s Ren√© Gu√©non explica que en las culturas antiguas los relatos de una tierra santa son comunes y coincidentes, d√°ndole distintas ubicaciones, englobando casi a todas las ciudades m√≠sticas conocidas, como Shambala, Aval√≥n, Ogigia, Thule, el Olimpo, y otras.
Segun √©stas teor√≠as, existir√≠a un reino comunicado por rutas subterr√°neas que se extienden por todo el mundo, dandole de √©sta manera significado al soberano que las gobierna : ‚ÄúEl Rey del mundo‚ÄĚ. En la literatura se la suele relacionar con el fen√≥meno OVNI, particularmente con la teor√≠a de la vida intraterrena, la cual sostiene la existencia aun en la actualidad de seres extraterrestres que viven en las profundidades de la tierra y que utilizan √©stas cuevas subterraneas como bases, desde las cuales pueden llevar a cabo todo tipo de experimentos y actividades paranormales.

El reino de Agartha, estaría conformado por continentes, al igual que en la tierra extra-terrena y su corazón o ciudad principal sería Shambala, una ciudad que muchos creen, se encuentra debajo del Desierto de Gobi y de la cual dependerían subreinos con cientos de miles de habitantes cada uno.

Los portales de Agartha
Imagen Original
La creencia indica que existen numerosos portales secretos que conducen a √©ste increible lugar, algunos de ellos ocultos en las profundidades del oc√©ano, otros tan inaccesibles como el de los polos norte y sur. En la impenetrable selva amaz√≥nica o hasta en las catar√°tas del Iguaz√ļ. Una lista no extensiva podr√≠a ser: Desierto del Gobi, Mongolia - Siberia - Sur de la Cuchilla Grande, (Mansavillagra, Manga, Puntas de Manga) Uruguay - Polo Norte - Polo Sur - Mammoth Cave - Kentucky, EUA - Manaus, Brasil - Mato Grosso, Brasil - Cataratas del Iguaz√ļ, Argentina/Brasil - Monte Epomeo, Italia - Esfinge de Giza - Cueva de los Tayos, Ecuador - y la Gruta de la Paz, (o de Rumichaca) Ecuador.

La Tierra Hueca
Para la ocultista Helena Blavatsky, Agartha, a la que ella denomina ‚Äúlogia blanca‚ÄĚ, se encuentra emplazada sobre la isla del Mar de Gobi donde, en tiempos remotos, aterraron los ‚ÄúSe√Īores de la Llama‚ÄĚ; Unos semi-dioses provenientes de Venus. Las doctrinas esot√©ricas mas fantasiosas resaltan su fundaci√≥n hasta hace unos quince millones de a√Īos. La idea de mundos subterr√°neos se pudo haber inspirado en creencias religiosas antiguas como el Hades, el Sheol y el infierno.

Para la escritora Earlyne Chaney, hace eras, las almas avanzadas provenientes de otros sistemas solares y planetas del Universo se instalaron en el Planeta Tierra. Los Anunnaki; su descendencia en la Tierra son los Annu. Estos seres fueron quienes trajeron el ‚Äúarca de la alianza‚Äú, un arma laser utilizada para ejercer el control de la gravedad y elevar la tecnolog√≠a de la civilizaci√≥n terrestre. Segun √©sta misma teor√≠a fueron los propios Anunnaki y los Annu los que construyeron las grandes civilizaciones de la Atl√°ntida y Lemuria. Finalmente los Anunnaki se marcharon dejando a la Tierra en manos de los Annu que para entonces ya se hab√≠an emparejado con terr√≠colas. Cuando el tiempo pas√≥, la Atl√°ntida empez√≥ a ser tomada por los Hijos de Belial, o la Hermandad Oscura. Los Annu al darse cuenta que la destrucci√≥n de la Atl√°ntida se acercaba, huyeron a otros pa√≠ses especialmente a Egipto. Ayudaron a construir las pir√°mides con sus arcas de la alianza, no obstante tambi√©n usaron estos instrumentos para perforar profundo bajo tierra, construyendo t√ļneles y ciudades subterr√°neas. Cuando el diluvio y el cambio de polos estaban a punto de demoler la Atl√°ntida y Lemuria, los Annu entraron en sus ciudades del interior de la Tierra a trav√©s de la Gran Pir√°mide. Despu√©s sellaron la pir√°mide impidiendo a los terr√≠colas descubrir sus pasajes subterr√°neos y manteniendo fuera las aguas de la inundaci√≥n.

La historia del Almirante Richard E. Byrd
Richard Evelyn Byrd (1888 - 1957) fue un aviador de la Marina Estadounidense. El 19 de febrero del a√Īo 1947, Byrd realiz√≥ un vuelo de rutina sobre el polo norte, y descubrir√≠a un lugar extremadamente misterioso tras perderse despues de resultar averiados la br√ļjula magn√©tica y la aguja girosc√≥pica de su avi√≥n. Al no poder mantener su ruta con √©stos instrumentos rotos Byrd, intento seguir una ruta intuitiva dando de repente con un lugar totalmente opuesto a lo esperado por √©stas latitudes.
Imagen Original
Se trataba de un valle monta√Īoso completamente soleado y c√°lido, imposible de imaginarse en el medio de la gran masa de hielo del √°rtico. En un diario que escribi√≥, habla de entrar en el interior hueco de la Tierra junto con otros y de viajar mil setecientas millas sobre monta√Īas, lagos, r√≠os, vegetaci√≥n verde, y vida animal. Dice haber visto animales parecidos a los mamuts de la antig√ľedad movi√©ndose entre la maleza. Finalmente encontr√≥ ciudades y e incluso describe una civilizaci√≥n de aquel sorprendente lugar.

Un extracto de ésta historia dice más o menos lo siguiente:

-El paisaje circundante parece nivelado y normal. Delante de nosotros avistamos aquello que parece ser ¬°¬°¬°una ciudad!!!. ¬°Esimposible!. El avi√≥n parece ligero y extra√Īamente flotante. ¬°Los controles se niegan a responder!. ¬°Dios m√≠o!. A nuestra derecha y a nuestra izquierda hay aparatos de extra√Īo tipo. Se aproximan y algo irradia de ellos. Ahora est√°n bastante cerca para ver sus insignias. Es un s√≠mbolo extra√Īo. ¬ŅD√≥nde estamos?. ¬ŅQu√© ha sucedido?. Otra vez tiro decididamente de los mandos. ¬°¬°¬°No responden!!!.

Estamos atrapados firmemente por una especie de invisible cepo de acero. -Nuestra radio grazna y llega una voz que habla en ingles con acento que parece decididamente n√≥rdico o alem√°n!. El mensajees: ‚ÄúBienvenido a nuestro territorio, almirante. Os haremos aterrizar exactamente dentro de siete minutos. Relajaros, Almirante, est√°is en buenas manos‚ÄĚ Me doy cuenta de que los motores de nuestro avi√≥n est√°n apagados. El aparato est√° bajo un extra√Īo control y ahora vira s√≥lo.

Al final su avi√≥n fue saludado por m√°quinas voladoras de un tipo que nunca hab√≠a visto antes. Le acompa√Īaron a un lugar de aterrizaje seguro y fue saludado graciosamente por emisarios de Agartha. Despu√©s de descansar, √©l y su tripulaci√≥n fueron llevados a conocer al Rey y la Reina de Agartha. Le dijeron que le hab√≠an permitido entrar en Agartha por su alta moral y car√°cter √©tico. Continuaron diciendo que desde que los Estados Unidos hab√≠an arrojado las bombas at√≥micas sobre Hiroshima y Nagasaki, hab√≠an estado muy preocupados por su propia seguridad y supervivencia. Hab√≠an decidido que era el momento de hacer un mayor contacto con el mundo exterior para asegurarse que la humanidad no destruir√≠a ese planeta y su civilizaci√≥n con √©l.

A Byrd se le había permitido entrar para poder hacer contacto con alguien en quien confiaran. Para hacer corta una larga historia, cuando su visita terminó, el Almirante Byrd y su tripulación fueron guiados en su avión de vuelta al mundo exterior, habiendo cambiado sus vidas para siempre.

En Enero de 1956, el Almirante Byrd dirigió una expedición al Polo Sur. En esa expedición él y su tripulación penetraron dos mil trescientas millas en el centro de la Tierra. El Almirante Byrd declara que los Polos Norte y Sur son sólo dos de las muchas aberturas al centro de la Tierra. El Almirante también declara que la Tierra interna tiene su propio sol. La teoría de Byrd es que los polos de la Tierra son cóncavos, en vez de convexos, y los barcos y aviones pueden en efecto navegar o volar hacia dentro.

Es curioso que aun en la actualidad y con gran tecnología de por medio, las imágenes satelitales existentes sobre el polo norte o sur de la Nasa o del Google Earth no muestren datos de extensas franjas pertenecientes a éstos lugares. Otro misterio que envuelve a los polos es que no s epermite sobrevolar éstas áreas con ningun tipo de aeronave civil.

Fuente: http://asusta2.com.ar/2010/04/29/agar ... om%2FzGDM+%28Asustados%29



Documento disponible en UNIFA web
http://www.unifaweb.com.ar

La direccion de este documento es:
http://www.unifaweb.com.ar/modules/news/article.php?storyid=952