Huellas en plantaciones de trigo en Chicoana (Salta-Argentina)

Fecha 8/9/2009 1:55:18 | Tema: Enigmas y Misterios

En octubre de 2008, la aparici√≥n de luces con extra√Īos movimientos en la noche, y luego el sorprendente descubrimiento de dibujos en los sembrad√≠os de trigo una ma√Īana, dej√≥ at√≥nitos a los vecinos del tranquilo pueblo de Chicoana, localidad ubicada al SW de la ciudad de Salta, en Argentina, convirti√©ndose en un caso de estudio por tratarse de la primera vez que un caso de estos ocurre en el pa√≠s.
UBICANDO EL LUGAR

El pueblo de Chicoana se encuentra en el Valle de Lerma, a pocos kmts. de la ciudad capital de Salta, y tambi√©n ha sido testigo de sucesos en los √ļltimos tiempos que llamaron la atenci√≥n de investigadores del pa√≠s y tambi√©n del exterior.
El Valle de Lerma se encuentra entre los paralelos 23 y 24 de latitud sur, en la región central de la provincia de Salta. Allí se asienta la mayor cantidad de población y se encuentra también la capital de la provincia.
Posee un clima subtropical, atenuado por la altura, aproximadamente de 1100 mts. sobre el nivel del mar, con estación seca en invierno.
Con intensa actividad agrícola, sus principales cultivos son el tabaco, maíz, soja, poroto y trigo.
Ubicado hacia el S-SW de la ciudad de Salta, Chicoana tiene como base de su economía el cultivo de tabaco, aunque también se siembra trigo, que es lo que toma importancia en este caso.
No es la primera vez que ocurren situaciones relacionadas con el fen√≥meno ovni en esta zona, ya en 1995 ocurri√≥ el caso del supuesto crash en Joaqu√≠n V.Gonz√°lez, a unos cuantos kmts., que fuera investigado por conocidos especialistas en el tema y tom√≥ trascendencia mundial en las estad√≠sticas ufol√≥gicas. Los reportes de avistamientos en esta zona, en localidades como Met√°n, J.V.Gonz√°lez, Chicoana y Rosario de la Frontera durante los ultimos a√Īos son interminables.

LOS SUCESOS

Desde finales del mes de octubre de 2008 comenzaron los reportes de gente de Chicoana asegurando haber visto extra√Īas luces en la noche que se mov√≠an en distintas direcciones. La conmoci√≥n lleg√≥ a tales extremos que muchos vecinos se acercaron a la polic√≠a local en busca de alguna respuesta.
El hecho trascendi√≥ y fu√© publicado en el diario salte√Īo El Tribuno el d√≠a 28 de octubre. A partir de entonces, fu√© incesante el desfile de interesados, curiosos, y hasta de gente que se acerc√≥ a orar sobre las marcas que aparecieron en los trigales.
Los avistamientos nocturnos continuaron por varios días, 15 días después seguían los pobladores viendo luces movedizas que se desplazaban a gran velocidad.
También en esos días, coincidente con las noticias de Chicoana, recibí reportes de Metán, donde varias personas también reportaron haber visto luces en el campo que se movían a gran velocidad.
La aparici√≥n de unas extra√Īas huellas en los campos de trigo fu√© el suceso que llam√≥ la atenci√≥n de los investigadores de todo el mundo. Hasta esa fecha, no se hab√≠a dado tal cosa en Salta.
VISITA A CHICOANA
El primer lugar que visit√© fue la plantaci√≥n de trigo que se encuentra sobre la ruta, a la entrada del pueblo, all√≠ aparecieron huellas en los √ļltimos d√≠as de octubre.
Desafortunadamente, y como era de esperar, el lugar fue objeto de visitas de cientos de personas, curiosos, interesados en el tema, periodistas, m√≠sticos y hasta gente venida del exterior, seg√ļn me relataba un trabajador del campo: -" gente que habla otro idioma entr√≥ a ver las huellas"-
Poco se pod√≠a apreciar cuando llegu√© porque ya hab√≠an trillado, adem√°s, se hab√≠a caminado hasta el cansancio por el lugar. Parte de la zona donde estaban las huellas no hab√≠a sufrido el paso de la m√°quina de trillar, se ve√≠an las espigas aplastadas, y dirigidas en distintas direcciones, con el color del trigo maduro, no se ve√≠an se√Īales de quemaduras ni manchas de alguna substancia que llamara la atenci√≥n.
Luego fu√≠ a la finca tabacalera que est√° un poco m√°s alejada del pueblo y habl√© con tres trabajadores que en esos d√≠as estuvieron trabajando por la noche y les toc√≥ ver un espect√°culo privilegiado. El due√Īo, muy amablemente me acerc√≥ hasta la plantaci√≥n y permiti√≥ que los trabajadores dejaran su tarea para conversar conmigo.
Finalmente fui a la quebrada de Tili√°n, al sur del pueblo, donde hay otra plantaci√≥n de trigo que a√ļn no hab√≠a sido trillado y las huellas permanec√≠an, justamente el lugar de donde se sac√≥ la foto en altura publicada en el diario.
Frente a plantación se encuentra una escuela albergue, cuyos alumnitos fueron también testigos de los sucesos nocturnos de esos días

RELATOS DE ALGUNOS TESTIGOS

Uno de los primeros testimonios que recogí fué el de un trabajador del campo que está en Las Mesitas, el trigal que se halla a la entrada del pueblo sobre la ruta. Algunos de sus dichos que puedo citar son los siguientes:

Las huellas aparecieron sin que nadie haya estado trabajando la noche anterior en el campo, la sorpresa fue total al día siguiente cuando fueron a trabajar.

Las visitas de la gente fueron incesantes a partir de entonces, sobre todo, por lo accesible del trigal, que se haya al lado de la ruta, donde hay mesas y parrillas para acampar.

Hubo la presencia de periodistas de Buenos Aires y también extranjeros que filmaron y tomaron fotografías.

√Čl no fu√© testigo del fen√≥meno, s√≥lo vi√≥ las huellas la ma√Īana siguiente.

El campo ya había sido cosechado cuando hice la visita, pero el empleado me mostró los lugares donde se hallaban las huellas, en donde habían quedado las espigas aplastadas.

También observó un grupo de gente orando en el campo.

En mi visita siguiente, que fue a la finca tabacalera, es donde obtuve los mejores relatos, pues los trabajadores habían estado haciendo el turno de noche en la plantación de tabaco y fueron testigos privilegiados.

Aquí un resumen de lo que me contaron:

Lo primero que vieron en la noche fué una inmensa luz esférica que se ubicaba por encima de un cerro que se encuentra al oeste de la plantación. Primero parecía inmóvil, y luego comenzaba a moverse con gran velocidad, avanzaba sobre el campo emitiendo un haz de luz, como el de la linterna de los pescadores, e iluminaba claramente los árboles.

La luz avanzó sobre ellos varias veces, iluminándolos. En esos momentos, calculan que habrá estado a unos 150 mts. por encima de ellos.

En otros momentos vieron que de la luz mayor se desprend√≠a una luz m√°s peque√Īa que avanzaba en el cielo, y luego otra m√°s de iguales caracter√≠sticas y se pon√≠a a la par de la primera, luego ambas segu√≠an juntas su trayecto.

También observaron, desde el cerro del oeste, salir unos rayos ("como de electricidad" dijeron), que saliendo del cerro se dirigían al objeto luminoso que estaba posado encima.

Intentaron tomar fotos y filmar con sus celulares, pero no lo consiguieron porque no funcionaban (hablamos de tres trabajadores, y ninguno de los móviles funcionaba).

En las monta√Īas lejanas, hacia el sur-sureste (de la Sierra Met√°n, que est√° ubicada entre el dique Cabra Corral y Met√°n), tambi√©n aparec√≠a un objeto que hac√≠a distintos movimientos, que por momentos parec√≠an coordinados con los del objeto ubicado sobre el cerro del oeste de la plantaci√≥n.

Esto ocurrió durante varias noches, comenzó la noche anterior a la aparición de las huellas en las plantaciones de trigo y continuó al menos por dos semanas más.

El due√Īo de la finca no cre√≠a las historias que le contaban sus empleados y les dec√≠a que podr√≠an haberse confundido con estrellas o sat√©lites. Una de las noches de avistamiento, los empleados lo fueron a buscar y lo despertaron para que vea el fen√≥meno. El patr√≥n accedi√≥ y viendo la luz inm√≥vil insist√≠a en que eran alucinaciones, pero grande fue su sorpresa cuando vio la luz moverse y "venirse encima de √©l", tal como me cont√≥ cuando lo entrevist√©.






Documento disponible en UNIFA web
http://www.unifaweb.com.ar

La direccion de este documento es:
http://www.unifaweb.com.ar/modules/news/article.php?storyid=337