El enigma de La Danta (El Mirador), la pirámide más alta de América

Fecha 4/11/2012 12:10:00 | Tema: Enigmas y Misterios

AUTOR :: YURI LEVERATTO.

Imagen Original


El sitio arqueológico conocido hoy con el nombre de “El Mirador”, ubicado en plena jungla mesoamericana (Guatemala), fue descubierto parcialmente sólo en 1930.

Enviado por Rosa Santizo Pareja para UNIFA.


Sin embargo, no fue hasta 1962 que el investigador Ian Graham condujo los primeros estudios del área y trazó un mapa de la ciudad.
Según los últimos análisis, el sitio de El Mirador pudo haber sido habitado a partir del 1800 a.C., pero el período clásico de la ciudad tuvo lugar alrededor del 300 a.C. y duró 2 siglos hasta el 100 a.C.

En este período, la civilización de los Mayas había ya alcanzado niveles importantes, por ejemplo en el campo de la compleja escritura.

Imagen Original


Recientes excavaciones demostraron que el sitio de El Mirador fue abandonado alrededor del 100 d.C. por motivos desconocidos; luego fue reocupado en el 700 d.C., para ser después definitivamente abandonado en el 900 d.C.

Este último dato es ya un enigma que no se ha resuelto todavía: ¿por qué abandonar una ciudad importante para luego volver a ocuparla después de siglos?

Cabe notar que la civilización de los Mayas no había alcanzado un perfecto dominio de los ciclos de la agricultura y que, por tanto, es posible que, luego de sequías prolongadas, los habitantes de El Mirador hayan preferido emigrar en masa hacia un lugar nuevo y más húmedo. Luego, después de algunos siglos, los descendientes de los primeros habitantes de El Mirador pudieron haber querido devolver a la vida antiguas tradiciones religiosas y, por esta razón, se habrían reubicado cerca a la gran pirámide. Es sólo una hipótesis, pero se necesitan ulteriores estudios para comprobarla.

A juzgar por la extensión del sitio (unos 26 kilómetros cuadrados) y por los cientos de construcciones, entre las cuales cuentan varias estructuras de 30 metros de altura, además de la edificación llamada El Tigre (55 metros de altura) y de la pirámide La Danta (de unos 72 metros de altura), se puede llegar a la conclusión de que El Mirador fue habitado por decenas de miles de personas que alcanzaron una especialización del trabajo tal para poder construir obras complejas y polifuncionales.

Recientes estudios han demostrado que El Mirador estaba conectado con otras ciudades vecinas por redes de calles llamadas sacbeob. En efecto, hay algunas vías que se bifurcan en El Mirador y que llegan a Nakbé (a 12 kilómetros de distancia) o a El Tintal (20 kilómetros de distancia).

Por tanto, se puede suponer que había flujos comerciales entre las diversas ciudades cercanas al centro de El Mirador (y quizá también con Tikal), por ejemplo, para intercambiar minerales como el jade, la obsidiana y el lapislázuli por productos agrícolas.

La característica principal de El Mirador es que allí se encuentran varias pirámides triádicas, o bien, estructuras formadas por una pirámide principal apoyada a su vez en otros dos edificios, todo ubicado en una plataforma ceremonial.

¿Cuál fue el origen de las construcciones triádicas? ¿Es posible que el concepto de la Trinidad Universal haya impulsado a los antiguos constructores de El Mirador a edificar este tipo de estructuras?

La más importante de las estructuras triádicas es ciertamente la pirámide de La Danta (nombre reciente;de hecho, danta significa tapir).
Primero que todo, La Danta tiene unos 72 metros de altura (supera al Templo de la Serpiente bicéfala de Tikal) y es, por consiguiente, la pirámide antigua más alta del Nuevo Mundo.

No es poco, además, el volumen total de la estructura: 2.800.000 metros cúbicos, o bien, 200.000 más que la gran pirámide de Keops en Guiza (Egipto).

La pirámide fue construida probablemente en tiempos posteriores a partir de una gran base rectangular de unos 320x600 metros.

Actualmente se realizan estudios especializados para saber si la pirámide de La Danta era utilizada sólo con objetivos ceremoniales y rituales o también para otras funciones.

En todo caso, El Mirador no deja de asombrar a los especialistas que se dedican a intentar revelar sus secretos. Hace pocos años se sacó a la luz una maravillosa escultura en bajorrelieve que representaba una escena de la mitología maya en la cual el ser doble Ixbalanque-Hunacpú sale del inframundo llevando consigo la cabeza de su padre Hun-Hunapú.

YURI LEVERATTO
Copyright 2012

Se puede reproducir este artículo indicando claramente el nombre del autor y la fuente www.yurileveratto.com

YURI LEVERATTO :: http://www.yurileveratto.com/articolo.php?Id=316




Documento disponible en UNIFA web
http://www.unifaweb.com.ar

La direccion de este documento es:
http://www.unifaweb.com.ar/modules/news/article.php?storyid=2536