MENSAJES DE OTRO TIEMPO...LAS PROFEC√ćAS DE LOS INDIOS HOPI.

Fecha 30/5/2010 16:24:27 | Tema: Enigmas y Misterios



Afortunadamente los indios americanos de verdad poco tienen que ver con los casinos o con las películas de Hollywood; se trata de seres muy especiales y, al parecer, no fueros de este mundo.
Los indios Hopi, arraigados en el desierto de Arizona, tienen ancestros de m√°s de diez mil a√Īos, quienes en una tablas de piedra tallaron el conocimiento de la creaci√≥n del mundo y el futuro. Seg√ļn estas tablas, estamos viviendo la purificaci√≥n del Cuarto Mundo, que no es otra cosa que la preparaci√≥n para el Quinto.
Como presentación podemos mencionar las siguientes profecías:
‚ÄúLos Humanos encontrar√°n al molde que los crea, lo cortar√°n y har√°n nuevas criaturas en la Tierra‚ÄĚ.
‚ÄúLos animales antiguos ser√°n regresados‚ÄĚ.
‚ÄúEl tiempo se acelera. La gente no tendr√° tiempo para los dem√°s. Habr√° praderas de piedra llenas de gente vac√≠a‚ÄĚ.
‚ÄúCuando el Blanco tenga una casa en el espacio el Gran Esp√≠ritu estar√° pronto a hacer una sacudida con las dos manos‚ÄĚ.
‚ÄúQuien lance un calabac√≠n lleno de cenizas recibir√° otro sobre s√≠ mismo. Grandes villas de piedra se convertir√°n en vapor. El tiempo est√° cerca para la tercera sacudida‚ÄĚ.
Los hopis predijeron hace miles de a√Īos lo que estamos viviendo y vieron anticipadamente que luego de esta era de desorden y cataclismos, los seres humanos que decidan vivir en armon√≠a y en contacto con el Gran Esp√≠ritu, crear√°n una nueva sociedad plena de espiritualidad y desarrollo. Una nueva raza m√°s espiritual que vivir√° en contacto con el Cosmos. Incluso, como ellos dicen, con ‚Äúlos visitantes que vuelan en calabazas‚ÄĚ.
A pesar del exterminio que sufrieron los indios por parte del hombre blanco, su sabiduría permanece inalterable, al alcance que quien la quiera encontrar. Una sabiduría que hoy más que nunca es urgente.
Indios Hopi

Los Hopi son un pueblo amerindio del grupo Shosh√≥n de la familia ling√ľ√≠stica yuto-azteca, miembro del grupo Pueblo del √°rea cultural del Suroeste, en el actual territorio de Estados Unidos.
Los Hopi viven en un peque√Īo grupo de poblados aut√≥nomos ubicados en tres mesetas, o pr√≥ximos a ellas, en el noreste de Arizona. Estos asentamientos, en los que se conserv√≥ la cultura hopi mucho despu√©s del dominio espa√Īol y europeo, han sido objeto de intensos estudios por parte de los antrop√≥logos. Las ceremonias religiosas m√°s notables son los misterios ‚Äėkachina‚Äô de la fertilidad (el kachina es el esp√≠ritu de un antepasado, que generalmente representa un clan, simbolizado en las ceremonias por un danzante enmascarado y maquillado), y los rituales del solsticio de verano y de invierno con la adoraci√≥n al Sol y al fuego. La famosa danza de la serpiente, en realidad una danza de invocaci√≥n a la lluvia, es considerada una de las m√°s espectaculares. Se ejecuta con car√°cter bianual hacia el d√≠a 20 de agosto y atrae a miles de visitantes.
Primer Mundo

En la tradici√≥n oral de los Hopi se habla de cuatro mundos. El primero era el mundo en el que el Creador situ√≥ a los seres humanos. Mientras √©stos vivieron en equilibrio y armon√≠a, se les permiti√≥ residir all√≠. Cuando rompieron la armon√≠a con el Esp√≠ritu, √©ste decidi√≥ efectuar una depuraci√≥n. Las personas que estaban dispuestas a seguir el camino sagrado, fueron enviadas a la Tierra, donde estar√≠an protegidas. El lugar que ocuparon en la tierra fue el Gran Ca√Ī√≥n, una zona de emergencia. Es un hoyo que se adentra en el suelo. Nadie conoce la profundidad que tiene (se descubri√≥ otro hoyo parecido en Arizona, que fue considerado un "respiradero" para el planeta, por cuanto sale aire de √©l constantemente). Se dijo a los moradores del primer mundo que bajasen al hoyo y llevasen comida, para permanecer all√≠ seguros en tanto durase la depuraci√≥n.
"Entonces el Creador hizo que los volcanes entraran en erupción, arrojando rocas volcánicas por toda la región. Las erupciones provocaron también la efusión de gases que se extendieron sobre la tierra y mataron a todos aquellos que no se habían escondido en su refugio todo el tiempo que el Creador les había prescrito".
Segundo Mundo

"Una vez terminada la depuración, salieron de nuevo y repoblaron la Tierra. Era el segundo mundo. Sus habitantes vivieron en él durante más tiempo que el primero. Pero volvieron a perder su equilibrio. Creyeron que ya conocían todas las respuestas, y dejaron de escuchar al Espíritu. El Creador consideró que había llegado el momento de una nueva purificación. Esta vez se pidió a los guardias espirituales que protegían a los Polos Norte y Sur que abandonaran sus puestos y dejasen que la Tierra girara libremente. Y la Tierra giró libremente. Fue un cambio polar. Los Vendavales azotaron el planeta y vastos campos de hielo se extendieron sobre él. Fue una depuración muy intensa. A partir de ese momento, la asimilación de conocimiento resultaría un poco más difícil".
Tercer Mundo

"En el tercer mundo, los seres humanos poblaron la Tierra con mucha mayor extensión a como lo habían hecho antes. Para entonces habían conquistado un conocimiento y unas aptitudes muy superiores. Construyeron grandes ciudades y máquinas capaces de hacer cosas muy diversas, incluso máquinas que podían volar. Emprendieron guerras entre ciudades, y establecieron límites en la tierra y declararon la pertenencia de determinadas parcelas a una persona o tribu. Inventaron el cristal y lo utilizaron con objetivos destructivos. Descubrieron tipos de rayos que eran también capaces de destruir. El Espíritu presenciaba todo esto con pesar.
"Una vez más el creador vio llegada la hora de una depuración. En esta ocasión hizo que las aguas de los océanos se desbordasen y cayeran grandes diluvios del cielo. Esta depuración adoptó la forma de una gigantesca inundación (Existe un gran parecido con el relato bíblico del Arca de Noé).
"Entonces, la gente llamada a sobrevivir en este continente ‚Äď un hombre con sus dos hijos y sus familias ‚Äď fue sumida en un estado de animaci√≥n suspendida y encerrada en el interior de unos tubos huecos. Flotaron sobre el agua hasta que √©stas se retiraron, despu√©s, salieron a la tierra. El padre quiso rememorar algunas de las viejas tradiciones, pero el Creador le hizo desistir de ello. Los dos hijos y sus familias deseaban seguir la senda del Creador. A uno de ellos se le encomend√≥ que viajara al Este y repoblara la Tierra, mientras que el otro se dirigi√≥ al Oeste. El que sigui√≥ el camino del Oeste fue el primer Hopi. El que se traslad√≥ al este fue llamado el Verdadero Hermano Blanco‚Ķ"
Los relatos Hopi dan cuenta de tres mundos diferentes antes del actual. El primer mundo fue destruido por el fuego, dato corroborado por el per√≠odo de actividad volc√°nica que asol√≥ Arizona alrededor de 250.000 a√Īos atr√°s y que dej√≥ huellas irrefutables. El segundo mundo fue destruido por el hielo, lo que coincide con la terrible glaciaci√≥n que descendi√≥ hasta Arizona hace alrededor de 100.000 a√Īos. En cuanto al tercer mundo, fue destruido por el agua, lo que corresponde al diluvio ‚Äď universal ‚Äď que asol√≥ Arizona hace unos 12.000 a√Īos, con motivo de la fusi√≥n del hielo al finalizar el per√≠odo glacial precedente.
"Una vez establecidos en sus tierras, guiadas por la estrella azul Kachina, se les encomend√≥ que aguardaran la llegada del Verdadero Hermano Blanco. Entonces llegaron los espa√Īoles, y los Hopi preguntaron: ¬ŅSois vosotros el Verdadero Hermano Blanco? Pero los espa√Īoles replicaron: ¬ŅD√≥nde est√° el oro, d√≥nde est√° el hierro amarillo?, Y los Hopi supieron que no lo eran.
Cuando llegaron los dem√°s europeos, los Hopi preguntaron: ¬ŅSois vosotros el Verdadero Hermano Blanco?, Pero aquellas gentes s√≥lo deseaban ir a California, y respondieron: all√≠ es donde est√° el oro. Nos vamos a California".
Los Hopi tienen l√°pidas de piedra. En ellas hay inscripciones alusivas a todo cuanto ocurrir√° despu√©s de la pr√≥xima depuraci√≥n. Esas l√°pidas anunciaron a los Hopi que primero llegar√≠an gentes acompa√Īadas de extra√Īos animales tirando de cajas (carretas) y que m√°s tarde las cajas se mover√≠an por s√≠ solas (trenes y autom√≥viles). Les dijeron tambi√©n que se extender√≠a un hilo plateado a trav√©s de la tierra: la carretera 66.
Leyeron tambi√©n que ver√≠an telas de ara√Īa en el cielo a trav√©s de los cuales la gente podr√≠a hablar (l√≠neas telef√≥nicas), y que llegar√≠a el momento en que el √°guila caminar√≠a sobre la luna. Cuando el astronauta americano Neil Amstrong baj√≥ de su nave espacial al suelo lunar y dijo: "El √°guila ha tomado tierra", se cumpli√≥ la profec√≠a Hopi.
Averiguaron así mismo que llegaría la hora en que dos potencias sacudirían la Tierra por dos veces. El símbolo de una de ellas sería el Sol naciente (Japón), y el de la otra sería el signo de las cuatro direcciones (Alemania. Durante la Primera Guerra Mundial, los alemanes usaron la cruz de Malta como insignia propia; en la segunda, adoptaron la esvástica invertida, ambos símbolos de las cuatro direcciones. Se dijo a los Hopi que en el transcurso de este gran conflicto, una potencia vertería una calabaza de cenizas desde el cielo, que haría hervir los ríos y mataría los peces. Se trataba de la bomba atómica.
También se dijo al pueblo Hopi que viajaría a un lugar donde se reunirían todas las naciones del mundo y trataría de hablarles para convencerlas de que volvieran a las costumbres sagradas. Representantes Hopi fueron cuatro veces al edificio de las naciones Unidas… no les fue permitido dirigirse a toda la Asamblea General. Las profecías habían advertido que si esto ocurría, la hora de la depuración sería inminente. De modo que los Hopi regresaron a sus tierras.
Cuarto Mundo

La cuarta depuración se produciría de dos maneras. Una forma supondría la acción de los cuatro elementos. Esto implica que asistiríamos a grandes inundaciones en muchos lugares, los vientos más intensos que hubiésemos visto jamás, temblores de tierra y erupciones volcánicas. Veríamos como la tierra, el agua, el fuego y el aire participan en el proceso de depuración…
La otra forma en que se llevaría a cabo la depuración tendría como protagonista a un pueblo de piel rojiza. Un día llegaría a esta tierra y la conquistarían. Se advirtió a los Hopi que, si esto sucedía, no debían salir de sus casas porque habría una sustancia en el aire que los mataría.
"… se dijo a los Hopi que, después de la purificación, los supervivientes quizá conservarían la misma religión que tenían; o tal vez buscaran una nueva, o incluso podrían haber evolucionado hasta tal punto, que ya no necesitarían religión alguna…"
Las profecías de los indios Hopi

En el Suroeste de los Estados Unidos, en una piedra antiquísima hay un mapa que muchos aseguran tiene escrito lo que podría ser nuestro futuro. Y escondido en el desierto hay un secreto….un secreto asociado a esa piedra y a una profecía de la antigua tribu Hopi que advierte:
‚ÄúCuando la capa de ceniza caiga‚Ķ se acercar√° el fin del mundo‚ÄĚ
La tribu Hopi creyó que la bomba atómica era esa capa de ceniza que describe la profecía, y por eso en 1948 hizo que el Consejo de la tribu nombrara un guardián de gran confianza para que preservara esas profecías que sus ancestros habían tallado en la roca……
El elegido fue Thomas Panyacya quien dijo:
‚Äú‚Ķtodos sab√≠an sobre esto, pero nadie sab√≠a que estaba aqu√≠‚Ķ‚ÄĚ
"‚ĶYo fui el que logr√© descifrar estos dibujos y realmente fue una sorpresa‚Ķ" "‚ĶEstos dibujos hablan sobre el fin del mundo que puede ser por una bomba nuclear, por el recalentamiento global del planeta, o puede ser tambi√©n un fuego de conciencia interior, ya que los Hopi hablaban de la ‚Äúpurificaci√≥n por fuego‚ÄĚ.
Finalmente, el 10 de diciembre de 1992, el Sr. Thomas Panyacya de la Soberana Nación Hopi, establecida en Kykotsmovi, Arizona, Estados Unidos, se presentó ante la Asamblea de la Organización de las Naciones Unidas con el siguiente mensaje.
"Yo estoy muy contento por tener esta oportunidad para enviarles un mensaje a ustedes. Estamos atravesando una √©poca en nuestra historia que es plena tanto de alegr√≠a como de tristeza. Yo estoy muy contento de que nuestros hermanos hind√ļes nos hayan dado esta oportunidad de compartir estos sentimientos con ustedes, pues sabemos que muchos de ustedes est√°n teniendo los mismos problemas.
Nosotros los Hopi, creemos que la raza humana ha atravesado por tres mundos y formas se vida diferentes desde el principio. Al fin de cada mundo anterior la vida humana ha sido purificada o castigada por el Gran Esp√≠ritu "Mas√°u" debido principalmente a la corrupci√≥n, a la codicia y por alejarse de las ense√Īanzas del Gran Esp√≠ritu. La √ļltima gran destrucci√≥n fue la inundaci√≥n que destruy√≥ a todos, excepto a unos cuantos justos que pidieron y recibieron el permiso para vivir con √©l en su nueva Tierra. El Gran Esp√≠ritu dijo; "Depende de Ustedes". Si desean vivir en mi manera pobre, humilde y simple. Es dif√≠cil, pero si ustedes est√°n de acuerdo a vivir conforme a mis ense√Īanzas e instrucciones, sin perder nunca la fe en la vida que les otorgu√©, pueden venir y vivir conmigo.
Los Hopis y todos quienes se salvaron de la gran inundaci√≥n hicieron un pacto sagrado con el Gran Esp√≠ritu en ese tiempo. Nosotros los Hopi hicimos un juramento que nunca nos alejar√≠amos del Creador. Para nosotros las leyes del Creador nunca cambian ni se rompen. Para los Hopi el Gran Esp√≠ritu es poderoso en todos los sentidos. √Čl se apareci√≥ a la primera gente en forma de hombre y les habl√≥ al principio de la creaci√≥n de este mundo. √Čl nos ense√Īo c√≥mo vivir, c√≥mo venerar, d√≥nde ir y qu√© alimento llevar, nos dio semillas para plantar y cosechar.
√Čl nos dio una serie de tablillas de piedra sagrada en las cuales infundi√≥ todas sus ense√Īanzas para salvaguardar la tierra y la vida. En estas tablillas de piedra se colocan instrucciones, profec√≠as y advertencias. Esto fue hecho con ayuda de una Mujer-Ara√Īa y sus dos nietos. Ellos eran sabios y poderosos ayudantes del Gran Esp√≠ritu esto aconteci√≥ antes de que √©l se ocultara. El y la Mujer-Ara√Īa colocaron ante los l√≠deres de los diferentes grupos de gente muchas mazorcas de ma√≠z de diferentes colores y tama√Īos, para que escogieran su alimento para este mundo. El Hopi escogi√≥ la mazorca m√°s peque√Īa de ma√≠z. Entonces Mas√°u dijo: " T√ļ me has mostrado que eres sabio y humilde por esta raz√≥n ser√°s llamado Hopi (pueblo de paz). Y yo he de colocar en tu autoridad toda la vida y la tierra para cuidar de ellas, protegerlas y serme fiel hasta que yo retorne a ti en los d√≠as postreros, pues Yo soy el primero y el √ļltimo". Por eso es que cuando un Hopi es ordenado en la orden religiosa m√°s elevada, la tierra y todas las cosas vivientes son colocadas en sus manos. El se convierte en un padre para toda la vida sobre la tierra. √Čl esta autorizado a aconsejar y corregir a sus ni√Īos en cualquier manera pac√≠fica que sea posible hacerlo. As√≠ que nunca podemos renunciar a reconocer que nuestro maestro de paz alcanzar√° a nuestros ni√Īos. Somos instru√≠dos en mantener a este mundo en balance con la tierra y los muchos universos con oraciones y rituales especiales que perduran hasta nuestros d√≠as.
Fue para los dos nietos de la Mujer-Ara√Īa que las piedras fueron dadas. Estos dos hermanos fueron entonces instruidos en llevarlas a un lugar que el Gran Esp√≠ritu les hab√≠a dicho. El hermano mayor deb√≠a irse inmediatamente hacia el este, hacia el sol que se levanta y luego de llegar a su destino se le dijo que deb√≠a iniciar la b√ļsqueda de su hermano m√°s joven quien permanecer√≠a en la tierra del Gran Esp√≠ritu. La misi√≥n del hermano mayor cuando el retornase era ayudar a su hermano menor: el Hopi, a traer la paz, la hermandad y una vida eterna. El hermano menor fue instruido en cubrir toda la tierra y marcarla bien con huellas de pie y marcas sagradas para reclamar esta tierra para el Creador y para mantener la paz sobre esta tierra. Establecimos nuestros ceremoniales y altares sagrados para sostener a este mundo en balance conforme a nuestra primera promesa al Creador.
Es as√≠ como se da la historia de nuestra migraci√≥n, hasta que nos encontramos con el Creador en el Viejo Orfibe (que significa: lugar que solidifica) hace m√°s de 1000 a√Īos. Fue en ese encuentro cuando √©l nos dijo estas profec√≠as para entreg√°rselas a ustedes ahora en el cierre del Cuarto Mundo de destrucci√≥n y al principio del Quinto Mundo de Paz.
As√≠ es como conocemos que el momento para revelar las √ļltimas advertencias e instrucciones para la humanidad es ahora. Nos fue dicho que nos estableci√©ramos permanentemente aqu√≠ en la tierra de Hopi en donde nos encontramos con el Gran Esp√≠ritu y esperaremos por el retorno de este hermano mayor quien colocara las tablillas lado a lado para mostrar a todo el mundo que ellos son nuestros verdaderos Hermanos Blancos.
Cuando el camino en el cielo halla sido completado y cuando la aparición de algo, que significa en Hopi el hongo de cenizas, un hongo que cuando caiga sobre la tierra, esta hervirá todo dentro de un gran espacio y nada crecerá por largo tiempo.
Cuando los l√≠deres sigan el mal camino en vez de los caminos de armon√≠a, se nos dijo que habr√≠a muchas formas de esta vida que pod√≠an ser destruidas. Si los hombres no escuchan nuestras profec√≠as y no retorna a las ense√Īanzas espirituales originales; nos fue dicho de tres ayudantes quienes ser√≠an comisionados por el Gran Esp√≠ritu para ayudar a los Hopis a recuperar la vida pac√≠fica sobre la tierra, a que no cambiemos nuestros hogares, nuestras ceremonias, nuestro cabello, debido a que los ayudantes no podr√≠an reconocernos como a los verdaderos Hopi. As√≠ que hemos estado esperando todos estos a√Īos .
Es conocido que nuestro verdadero Hermano Blanco, cuando llegue ser√° todopoderoso y portar√° una capa roja o vestimenta roja. El ser√° grande en poblaci√≥n y no pertenecer√° a ninguna religi√≥n sino a la suya. El traer√° consigo las tablillas sagradas. Con √©l habr√° dos grandes, tambi√©n muy sabios y poderosos. Uno tendr√° un s√≠mbolo de direcciones de migraci√≥n que representa la pureza y la belleza. El segundo tendr√° como se√Īal un s√≠mbolo de sol.
Nosotros tenemos en nuestras sagradas ceremonias de kachina, una calabaza sonaja que se utiliza a√ļn hoy con los s√≠mbolos de los poderosos ayudantes de nuestro verdadero Hermano Blanco.
Esta profetizado que si estos fallan en cumplir su misi√≥n; entonces, del oeste vendr√° como una gran tormenta . √Čl ser√° muchos y despiadados. Cuando √©l venga la tierra ser√° cubierta como con hormigas rojas que cubrir√°n y se apoderar√°n de la tierra en un solo d√≠a. Pero si los ayudantes cumplen su misi√≥n sagrada, e incluso s√≠ s√≥lo hay uno , dos o tres de los verdaderos Hopi que queden fiel a la antigua ense√Īanza , el Gran Esp√≠ritu Mas√°u aparecer√° ante todos, y nuestro mundo ser√° salvado . Los tres establecer√°n nuestro nuevo plan que nos llevar√° a una vida y paz eterna. La tierra se tornara nueva como fue al principio. Las flores brotar√°n nuevamente, las bestias volver√°n a las tierras √°ridas y habr√° abundancia de alimento para todos aquellos que se salven. Los sobrevivientes compartir√°n todo equitativamente y ellos reconocer√°n al Gran Esp√≠ritu y hablar√°n una sola lengua.
Nosotros ahora enfrentamos grandes problemas, no solo aqu√≠ sino por toda la tierra. Las culturas antiguas est√°n siendo aniquiladas. Sus tierras les son arrebatadas dej√°ndoles sin lugar alguno que puedan llamar propio. Porque esta sucediendo esto? Porque muchos han abandonado sus ense√Īanzas espirituales originales. La forma de vida que nos ha dado el Gran Esp√≠ritu a toda la gente del mundo.
Las personas dirigentes del mundo, cualquiera que sea, no es honrada y esto lleva a una gran enfermedad llamada codicia, que infecta a todas las tierras y países.
La gente simple esta perdiendo lo que ellos hab√≠an mantenido por miles de a√Īos, el no conformarse ha hecho ya mucho mal. Ahora nos encontramos en el final mismo de nuestro camino. Mucha gente ya no reconoce la verdadera senda del Creador. Ellos no tienen de hecho respeto por el Gran Esp√≠ritu o por nuestra preciosa madre Tierra que nos da a todos vida. Se nos ense√Īo en nuestra profec√≠a antigua que esto ocurrir√≠a.
Se nos dijo que alguien tratar√≠a de ir a la luna. Que luego de este acontecimiento la naturaleza mostrar√≠a signos de perder su equilibrio. Ahora vemos que ya es pasado. Habr√° quienes se preguntar√°n por los signos sobre la naturaleza, ahora vemos que todo esta pasado y en la naturaleza ya no hay ning√ļn balance.
Nosotros los Hopis a√ļn mantenemos las tablillas sagradas y esperamos ahora por la venida de nuestro verdadero Hermano Blanco, y por otros listos para trabajar por la paz. Paz para ustedes, para toda la Tierra y para nuestros hogares.
Los nueve signos. Pluma Blanca y sus advertencias

Una extraordinaria profecía Hopi fue publicada en un manuscrito que circuló entre varias iglesias metodistas y presbiterianas en los Estados Unidos en 1959. Este manuscrito fue publicado en 1963 por Frank Waters en el libro "The book of the Hopi". El relato comienza describiendo como un pastor eclesiástico, llamado David Young, mientras atravesaba con su coche el caluroso desierto cerca de Taos, México, se detuvo a prestar ayuda a un viejo indio que caminaba por allí , quien aceptó su propuesta y subió al coche.
Luego de permanecer en silencio por varios minutos, el indio comenzó a hablar:
"Yo soy Pluma Blanca, un Hopi de antiguo clan del Oso. A lo largo de mi vida, he viajado a trav√©s de esta tierra, buscando a mis hermanos, y aprendiendo de ellos muchas cosas sabias. He seguido los senderos sagrados de mi gente, quienes habitaban los bosques y lagos del este, las tierras del hielo, las del norte, y lugares de altares sagrados de piedra construidos hace muchos a√Īos por mis antepasados en el sur. De todos ellos he escuchado historias del pasado, y las profec√≠as del futuro. Hoy d√≠a muchas de estas profec√≠as se han cumplido, y algunas quedan a√ļn por hacerlo, pues el pasado es cada vez mas grande y el futuro mas corto."
"Ahora Pluma Blanca esta muriendo. Sus hijos ya se han reunido con sus antepasados, y muy pronto el tambi√©n los acompa√Īar√°. Porque ya no quedar√° nadie, nadie que recite y transmita esta milenaria sabidur√≠a. Mi gente ya est√° cansada de las viejas formas de vida, como ser las grandes ceremonias que hablan de nuestros or√≠genes, de nuestra aparici√≥n en el Cuarto Mundo, casi todo esto ya ha ca√≠do en el olvido. Esto tambi√©n hab√≠a sido profetizado. El tiempo se est√° agotando"
"Mi gente aguarda la llegada de Pahana, el verdadero Hermano Blanco perdido, al igual que lo aguardan todos nuestros hermanos. El no ser√° igual a los hombres blancos que conocemos hoy d√≠a, que son crueles y codiciosos. Hab√≠amos sido advertidos de su llegada hace ya muchos a√Īos. Pero a√ļn seguimos aguardando su llegada"
"El traerá consigo los símbolos y la pieza faltante de la sagrada tabla que ahora custodian nuestros sabios. Esta pieza le fue dada cuando marchó, esto lo identificará como el Verdadero Hermano Blanco"
"El fin del Cuarto Mundo se acerca ya. Y el Quinto dar√° su entrada. Esto ya lo sab√≠an los sabios. Los Signos se han ido cumpliendo a trav√©s de los a√Īos, y muy pocos quedan a√ļn por cumplirse"
"Este es el Primer Signo: Habíamos sido advertidos de la llegada del hombre blanco, similar a Pahana, pero que no vivirían como él, sino que se apropiarían de tierras que no les pertenecen, y que abatirían a sus enemigos con el fuego". (se refiere a armas de fuego).
"Este es el Segundo Signo: Nuestras tierras verán la llegada de ruedas de madera. En su juventud mi padre vio hecha realidad esta profecía, con la llegada del hombre blanco en sus carretas a través de las praderas"
"Este es el Tercer Signo: Una extra√Īa bestia similar al B√ļfalo, pero con grandes y largos cuernos poblar√° las tierras en un gran n√ļmero. A esto lo pudo observar Pluma Blanca con sus propios ojos, ya que se trata de las cabezas de ganado que ha tra√≠do el hombre blanco a estas tierras."
"Este es el Cuarto Signo: La tierra será atravesada por serpientes de acero" que no son más que las vías del ferrocarril.
"Este es el Quinto Signo: El cielo ser√° cubierto por una gigantesca telara√Īa". Pluma Blaca se√Īalo a David el cielo con su tendido telef√≥nico y de electricidad.
"Este es el Sexto Signo: La tierra ser√° invadida de r√≠os de piedra que reflejar√°n los rayos del sol‚ÄĚ. (Clara alusi√≥n a la red de carreteras que cubren todos los pa√≠ses y su efecto de espejo que hace con el sol).
"Este es el S√©ptimo Signo: Escuchar√°s que el mar se volver√° negro, y mucha vida sucumbir√°‚ÄĚ. (Alusi√≥n a la contaminaci√≥n por el petr√≥leo de mares y oc√©anos).
"Este es el Octavo Signo: Ver√°s a muchos j√≥venes, que usar√°n el pelo largo como nosotros. Vendr√°n y se unir√°n a nuestra tribu para aprender nuestras forma de vida y nuestra sabidur√≠a" (Algunos creen que esta profec√≠a ya se ha cumplido, asoci√°ndola al movimiento hippie de los a√Īos 60 y 70. Para otros todav√≠a el octavo signo no lo hemos presenciado, y lo veremos cuando haya grandes migraciones de las ciudades hacia la vida en naturaleza).
"Este es el Noveno y √ļltimo signo: Escuchar√°s hablar de una morada en el cielo, que caer√° con todas sus fuerzas sobre la tierra. Esta morada se ver√° como una gran estrella azul. Luego, muy pronto, las ceremonias y rituales de mi gente culminar√°n". (Algunos dicen que se refiere a la Estacion espacial Skylab que cayo a la tierra en el a√Īo 1979. Otros, sin embargo, creen que esta profec√≠a esta a√ļn por verse, ya que seg√ļn la misma, ese objeto que caer√° del cielo traer√° gran destrucci√≥n y muerte, y la estaci√≥n Skylab no produjo nada de eso ya que cay√≥ en el desierto. Tal vez se trate del asteroide profetizado incluso en la Biblia con el nombre de Ajenjo)
"Estos Signos representan que la gran destrucci√≥n se acerca. El planeta no dejara de sacudirse. El hombre blanco librar√° batallas contra gente de otras tierras, principalmente contra aquellos que pose√≠an las primeras luces de la sabidur√≠a. Habr√° columnas de humo y fuego tal como Pluma blanca ya las hab√≠a observado en los desiertos no muy lejos de aqu√≠‚ÄĚ.
-sin duda se refiere a las pruebas at√≥micas realizadas por los EEUU en los desiertos de ese pa√≠s, que han sido divisadas por Pluma Blanca‚Äď
"Mucha de mi gente, que ya ha comprendido el significado de estas profecías, permanecerán a salvo. También lo estarán aquellos que vivan entre nosotros. Luego del gran cataclismo, habrá mucho por reconstruir. Y pronto, muy pronto, Pahana retornará trayendo consigo el amanecer del Quinto Mundo. Plantará las semillas de su sabiduría en nuestros corazones. Incluso hoy día estas semillas ya están siendo esparcidas y plantadas. Todo ello aclarará y hará menos dolorosa nuestra entrada al Quinto mundo.
"Pero Pluma Blanca no podr√° presenciar todo esto. Ya estoy viejo y me queda poco tiempo. T√ļ, tal vez llegues a verlo, con el correr del tiempo‚Ķ"
El viejo indio luego permaneció en un frío silencio. Ya habían llegado a destino, el Reverendo David Young detuvo el coche para dejar que Pluma Blanca saliera del coche. Nunca más volvieron a verse las caras. El Reverendo murió en 1976, por lo tanto no pudo llegar a presenciar la consumación de las más importantes profecías.
Hay muchas profecías Hopi que han anunciado lo que está aconteciendo por estos tiempos; advirtiendo que el balance natural del las leyes y fuerzas del universo serían perturbadas, dando como resultado, terremotos, inundaciones, severos cambios en el comportamiento del clima, intraquilidad y malestar social.
Seg√ļn parece y dadas las evidencias, estamos viendo como se cumplen las √ļltimas profec√≠as. Mientras tanto, sean bienaventurados los que leen, y los que oyen las palabras de las profec√≠as hopis. Quiz√°s tengan una oportunidad quienes guarden en su interior las ense√Īanzas en ellas escritas; porque el tiempo est√° cada vez m√°s cerca.
Fuentes consultadas:
* "Las Profecías de la Tierra". (Ediciones Martínez de Roca, 1993)
* "The book of the Hopi". (Frank Waters, 1963)

Fuente: http://www.otrasalternativas.com.ar/

http://www.pensamientoconsciente.com/




Documento disponible en UNIFA web
http://www.unifaweb.com.ar

La direccion de este documento es:
http://www.unifaweb.com.ar/modules/news/article.php?storyid=1015