UNIFA web : LOS REINOS CRISTIANOS EN LA ESPAÑA MUSULMANA. - OFFTOPIC - Articulos
Staff

Tematicas

Foro


Radios


Links

Login
Nombre:

Contraseña:

Recordar



¿Recuperar la contraseña?

Regístrese

RADIO EN VIVO

TIEMPO DE MISTERIOS PROG 44,,13/12/16

Tu eres nuestra vista N*

OFFTOPIC : LOS REINOS CRISTIANOS EN LA ESPAÑA MUSULMANA.
Enviado por Rosa el 10/1/2010 23:34:07 (878 Lecturas)

Javier Gomez.

Apenas ocho años, del 710 al 718, les supuso a los bereberes desembarcados en Gibraltar conquistar la Península Ibérica. Al mando de Tariq, gobernador de Tánger, y de Muza, en una segunda oleada, conquistaron primero todo el sur peninsular para luego penetrar por casi todos los territorios hispánicos hasta la zona de los Pirineos en la parte este y hasta las montañas cántabras y astures en el noroeste peninsular. Pero allí, en Asturias, los musulmanes encontraron el principal foco de resistencia, que a la postre resultaría ser el lugar de origen de la posterior Reconquista cristiana.

A principios del siglo VIII, la península estaba dominada predominantemente por los musulmanes, y apenas al norte un pequeño reducto conformado por vascones, astures, cántabros y galaicos, eran capaces de hacerles frente.

Asturias: primer foco de resistencia.

Tras la muerte de Don Rodrigo en la batalla de Guadalete en el año 711 y la conquista de Toledo los musulmanes encontraron el camino expedito hasta los montes astures. Pero allí se encontraron con un grupo de montañeses que estaban reforzados por algunos nobles. En mayo del 722, Covadonga se convirtió en el símbolo de la Reconquista. Allí, Don Pelayo lideró a aquel pequeño grupo de sublevados y derrotaron por primera vez en la Península a los musulmanes. Aquella victoria se convirtió, a lo largo de los siglos de Historia de nuestro país, en el momento en que se inició la Reconquista cristiana.

En los años siguientes, Asturias, de la mano de los descendientes de Pelayo, primer rey astur, Alfonso I y Alfonso II consolidó las posiciones tomadas y poco a poco comenzaron a extenderse hasta Galicia. Fue éste último, Alfonso II, quien estableció la capital del reino de Asturias en Oviedo en el año 792, trasladar la corte desde Cangas de Onís. Apenas 6 años más tarde, marcharía sobre Lisboa, a la que saqueó.

Curiosamente, fue bajo el reinado de Alfonso II cuando se descubrió la tumba del apóstol Santiago y cuando comenzó la peregrinación por el Camino de Santiago.

La aparición del reino franco.

Por su parte, el año 771 resultaría un año importante de cara a la invasión musulmana, pues fue el año en que Carlomagno llegó al trono del reino de los francos. Con él renacería el imperio carolingio y haría frente a los musulmanes. El Islam llevaba decenas de años intentando penetrar en Francia, pero primero Carlos Martel y luego Carlomagno consiguieron frenarlos. Éste último, incluso, se permitió penetrar en la Península y comenzar su particular reconquista en un intento de llegar y conquistar el Valle del Ebro.

En el 785, Gerona se entrega a los francos y es un año después cuando el noreste peninsular cae bajo el reinado carolingio. Poco a poco el dominio franco va extendiéndose en los años siguientes hasta que en el año 797 establecen la Marca Hispánica, una línea defensiva amurallada, establecida por encima de los límites del Ebro, con la que hacían frente a las embestidas de los árabes.

Hay dos teorías al respecto, pero la más seguida es la que defiende que la Marca se dividía en condados independientes gobernados normalmente por un conde quien rendía cuentas al rey franco.

El más al oeste era el formado por Pamplona, un poco más al centro los condados aragonés de Aragón, Sobrarbe y Ribagorza, mientras que al este estaban los condados catalanes de Ampurias, Barcelona, Cerdaña, Gerona, Narbona, Rosellón y Urgel.

Expansión del Reino de Asturias hacia el valle del Duero.

La primera mitad del siglo IX fue la del florecimiento y consolidación del reino de Asturias, periodo al que pertenece una buena parte de la muestra del arte prerrománico asturiano, como fue la construcción de la iglesia de Santa María del Naranco. A su muerte, en el año 842, Ordoño I continuó con su labor de expansión y tomó algunos pueblos y ciudades fuerte en las cercanías del Duero. En Astorga y León estableció su primera línea defensiva, creando una amplia zona rural que se fue llenando mediante repoblación libre.

Su sucesor, Alfonso III el Magno fundó en el año 884 la ciudad de Burgos, continuando su avance. Conquistó Oporto y Coimbra, dentro de lo que hoy es Portugal y en el año 907 y tras haber tomado y repoblado Toro y Zamora, se autoproclamó emperador del reino astur-leonés. El reino quedó fijado así en los límites del río Duero, mientras la capital pasó de Oviedo a León.

El Reino de Pamplona: origen de Navarra.

En el año 824 Íñigo de Arista consiguió independizar a su condado del imperio carolingio y fundar el Reino de Pamplona y reunió bajo su mandato a varios condados aragonés, incluyendo el de Sobrarbe. Otra figura importante, años después, es la de Sancho Garcés I, quien se convirtió en rey de Pamplona en el año 905 tras derrotar, con la ayuda de Alfonso II de Asturias al hasta entonces rey Fortún Garcés, descendiente de Arista.

Condados catalanes: Wifredo el Velloso.

La figura clave de esta zona, en esta época, fue Wifredo el Velloso. Tras la muerte de Carlomagno y la pérdida de poder del imperio carolingio, apareció la figura de Wifredo, conde de Urgel. Tras levantarse Bernardo de Goitia, conde de Barcelona, contra el rey franco, Wifredo apareció en ayuda de los carolingios. Su acción le valió, tras ganar, el título de conde de Barcelona, y el que bajo su mando se pusieran a los diferentes condados catalanes. Por primera vez, éstos aparecían unidos aunque aún bajo dominio franco.

La situación en los condados se mantuvo relativamente tranquila hasta el reinado de Borrell II, quien llegó al trono en el año 947. Intentó mantener buenas relaciones tanto con los árabes por el Sur, como con los francos por el Norte. Sin embargo, la presión musulmana era cada vez mayor, e incluso Almanzor los atacó, entrando en Barcelona en el año 985. La capital fue saqueada y arrasada por los árabes, y además, se perdió Tarragona. Borrell II solicitó ayuda de los francos, pero no se la dieron, y por este motivo, desanimados por la falta de apoyo, Borrell II decidió no renovar el pacto de vasallaje con los francos, independizándose definitivamente del reino franco.

Castilla: condado de León.

El Reino de Castilla fue de los más modernos de la península pues al principio no era sino un condado perteneciente al Reino de León. La zona que lo comprendía fue repoblada por vascones, astures y cántabros primeramente y fue Rodrigo el primer conde de Castilla en el año 860. En el año 1028, acabaría por unirse a Navarra bajo el gobierno de Sancho III el Mayor, de Navarra, quien como herencia acabaría dejando el condado a su hijo Fernando, que terminaría por convertirse en el primer Rey de Castilla como Fernando I. Realmente, lo único confirmado es que Fernando I fue rey de León y que, probablemente, el reino de Castilla se formó justo a su muerte tras heredar el condado su hijo Sancho II.

Reino de Aragón: año 1035.

El Reino de Aragón no apareció sino hasta el siglo XI. En el año 1035, se unieron los condados de Aragón, Sobrarbe y Ribagorza, bajo la figura de Ramiro I, primer rey de Aragón.

http://historiageneral.com/2010/01/10 ... s-en-la-espana-musulmana/

Version imprimible Enviar a un amigo Crea un documento PDF con la noticia


Marcar esta noticia en estos sitios


Los usuarios son responsables de sus propios comentarios.
Autor Hilo

Traducir

APPS celulares escuchar RADIO EN VIVO

Twitter

Miembro de la academia Europea de Ufologia

Revista Quasar
Una Revista del Grupo UNIFA!
NUMERO 2
Photobucket



Podes solicitarla a unifa.ac@gmail.com y abonarla desde tu casa

Red de cafes ufologicos
Photobucket

LOS REINOS CRISTIANOS EN LA ESPAÑA MUSULMANA.

© Copyright UNIFA web - Reservados todos los derechos
Terminos y Condiciones de Uso