UNIFA web : IDENTIFICADA LA UBICACIÓN DEL PAITITI EN 1769 EN EL MAPA ETNOHISTÓRICO DEL BRASIL DE CURT NIMUENDAJÚ. - Civilizaciones Antiguas - Articulos
Staff

Tematicas

Foro


Radios


Links

Login
Nombre:

Contraseña:

Recordar



¿Recuperar la contraseña?

Regístrese

RADIO EN VIVO

TIEMPO DE MISTERIOS PROG 44,,13/12/16

Tu eres nuestra vista N*

Civilizaciones Antiguas : IDENTIFICADA LA UBICACIÓN DEL PAITITI EN 1769 EN EL MAPA ETNOHISTÓRICO DEL BRASIL DE CURT NIMUENDAJÚ.
Enviado por Rosa Santizo Pareja el 31/5/2012 15:50:00 (941 Lecturas)
Civilizaciones Antiguas

AUTOR :: YURI LEVERATTO.

Al finalizar el 2011 me encontraba en Rondonia con el objetivo de arrojar luz sobre uno de los últimos misterios irresolutos de Suramérica: la efectiva localización del mítico Paititi, el magnífico reino amazónico buscado durante mucho tiempo por los conquistadores españoles y luego por aventureros y exploradores a lo largo del siglo XX.

Enviado por Rosa Santizo Pareja para UNIFA.


Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva




El más famoso de los buscadores del Paititi fue el inglés Percy Harrison Fawcett, quien desapareció en la Serra del Roncador en 1925, probablemente en manos de indígenas hostiles. Él denominaba “Z” a la ciudad escondida y basaba sus búsquedas en el “manuscrito 512”, un documento inédito que describía el descubrimiento de una ciudad de piedra en un lugar no muy bien identificado del inmenso “sertão” por parte de un grupo de exploradores del lejano 1753.

Desde un punto de vista documental ha habido también varias evidencias que han probado indirectamente que el fantástico reino amazónico se encontraba de hecho en las cercanías del Río Guaporé, en plena selva baja amazónica.

El primer documento en cuestión fue el manuscrito de Andrés López, hallado en el 2002 por el arqueólogo Mario Polia en los archivos vaticanos.

Otros documentos antiguos prueban que una parte de la nobleza incaica se ocultó en el Paititi después de la conquista española del Cusco. Por ejemplo, los documentos de Pedro Felipe de Alcaya y del capitán Francisco Sánchez Gregorio, cuyas narraciones fueron recogidas en las Crónicas de Lizarazu (1635), describen la fuga del inca Guaynaapoc a la misteriosa tierra del Paititi, en un lugar situado más allá del Río Guaporé, en el actual territorio de Rondonia.

Durante mi permanencia en Rondonia pude llevar a cabo dos exploraciones en la selva amazónica junto a un grupo de estudiosos brasileros.
En la primera exploración pudimos describir el enigmático sitio de Ciudad Laberinto, mientras que durante la segunda pude llegar a una fortaleza hasta ahora desconocida en la selva adyacente al Río Madeira, a la cual denominé Fortaleza del Río Madeira.

En los días sucesivos a las expediciones mencionadas me encontraba en el museo de la pequeña ciudad de Presidente Medici junto al investigador Joaquim Cunha da Silva cuando encontré casualmente una ulterior prueba documental.

Observando con atención un mapa etnohistórico del Brasil, elaborado por Curt Nimuendajú, me di cuenta de que en el Río Colorado, un afluente del lado derecho del Río Guaporé, estaba escrita la palabra PAITITI seguida por la fecha 1769.
Este dato, de fundamental importancia, es una prueba más del hecho de que el área en cuestión, ubicada en el actual territorio de Rondonia, al interior del Parque Nacional Pacaas Novos, correspondía en los siglos pasados a la zona reconocida como el Paititi amazónico, donde vivían etnias indígenas que quizás habían entablado relaciones amigables con los Moxos que ocupaban históricamente la parte de selva baja situada en la vertiente izquierda del Río Guaporé (actual Bolivia).

Curt Nimuendajú (1883-1945) fue un etnólogo de origen alemán, nacionalizado brasilero. Durante gran parte de su vida recorrió las selvas del Brasil con el fin de documentar las cientos de etnias presentes en su territorio.

Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva


Actualmente es muy difícil descubrir cuáles fueron las informaciones que tenía en su poder cuando terminó su mapa etnohistórico, un año antes de su muerte, en 1944. Posiblemente había viajado (alrededor de 1930) a la zona indicada en el mapa - me refiero al Río Colorado, afluente del Río Guaporé- y había recopilado algunos testimonios sobre la posible existencia de una etnia de indígenas conocida con el nombre de Patiti (muy similar a Paititi), en el siglo XVIII.
Son numerosos los testimonios de etnias que se denominaban “Paititi”, sobre todo en la región situada más al sur, en el actual territorio boliviano, en la zona amazónica comprendida entre el Río Beni y el Río Mamoré.

Por ejemplo, el Padre jesuita Agustín Zapata viajó en 1693 a lo largo del Río Mamoré y algunos de sus afluentes. Su relación de viaje fue transmitida por otro jesuita, el padre Diego de Eguiluz. En el relato se describe al pueblo de los Cayubabas, al cual tal vez puede reconocérsele como descendiente de la legendaria etnia amazónica:

La gente es muchísima, y solo en uno de los pueblos hay más de dos mil almas, y los demás tendrán mil ochocientos, poco más o menos. El cacique principal de estos siete pueblos era un viejo venerable, con una barba cana y muy larga, llamado Paititi, a quien en particular regaló el Padre Agustín y en retorno le dio un lanzón de chonta con una punta de hueso, que tenía en la mano, matizado todo de muy vistosas plumas, en señal de amistad; pues para entablarla usan estos bárbaros el dar sus armas. Después de dos días que gastó el padre con estos Cayubabas se volvió a su reducción.

He aquí otro documento, que se remonta a 1695, esta vez firmado directamente por el Padre Agustín Zapata:

Acerca de la población grande que V.R. me dice, donde está el indio llamado Paititi, digo que la he visitado en tres años seguidos,…en tres leguas de distancia por tierra están cinco poblaciones grandes, y la mayor es donde está el dicho Paititi, y me parece habría hasta cuatro o cinco mil almas en esos cinco pueblos, con más modo y aseo, sin comparación, que estos todos que hemos visto; dieron me noticias de muchas poblaciones cercanas, que no pude ver, porque iba en canoa y ya todos los demás es muy alto de lomerias…Yo en tiempo de aguas, qua anda la canoa dos veces más, he andado ocho días ríos abajo donde está la población del Paititi y en todo este tiempo no hay rió ninguno que entre en este, sino tiesitos pequeños. De más a más he estado con unos indios que viven cuatro días de camino rió abajo, que me dicen que más debajo de sus pueblos entra un gran rió* en este el cual viene de Oriente

Uniendo todos estos testimonios del pasado, además del valioso mapa etnohistórico de Curt Nimuendajú, se puede llegar a la conclusión de que, en los siglos XVII y XVIII, el nombre “Paititi” o “Patiti” era probablemente utilizado como título honorífico para jefes tribu o caciques, tanto en la zona comprendida entre el Río Mamoré y el Guaporé, como en el área ubicada en la actual Rondonia cerca al Río Colorado.
Falta localizar el lugar legendario donde los descendientes de Huáscar se escondieron (ver mi artículo: La fuga del inca Guaynaapoc a la misteriosa tierra del Paititi), que podría corresponder al Parque Nacional Pacaas Novos en las cercanías del PiccoTracoa, la montaña más alta de Rondonia.

FUENTE :: http://www.yurileveratto.com/articolo.php?Id=278.

Version imprimible Enviar a un amigo Crea un documento PDF con la noticia


Marcar esta noticia en estos sitios


Los usuarios son responsables de sus propios comentarios.
Autor Hilo

Traducir

APPS celulares escuchar RADIO EN VIVO

Twitter

Miembro de la academia Europea de Ufologia

Revista Quasar
Una Revista del Grupo UNIFA!
NUMERO 2
 photo tapa2-1.jpg

Podes solicitarla a unifa.ac@gmail.com y abonarla desde tu casa

Red de cafes ufologicos
Photobucket

IDENTIFICADA LA UBICACIÓN DEL PAITITI EN 1769 EN EL MAPA ETNOHISTÓRICO DEL BRASIL DE CURT NIMUENDAJÚ.

© Copyright UNIFA web - Reservados todos los derechos
Terminos y Condiciones de Uso